antárticos

Noticias y Comentarios de interés para los Amigos de la Antártida

martes, marzo 11, 2008

Museo de la Ciencia Antártica de Chile, cumple 2 años

Publicado en La Prensa Austral ©
Edición Internet
Waldo Seguel 636 - Punta Arenas - CHILE
10mar08
http://www.laprensaaustral.cl

A dos años de su formulación, Museo de la Ciencia Antártica va adquiriendo forma
- Se espera tener el respaldo del Consejo Regional para postular a la etapa de diseño mismo del edificio y del contenido, la que no costará menos de 300 millones de pesos.

Un aporte sustantivo a la formulación del proyecto arquitectónico y museográfico del Museo de la Ciencia Antártica en Punta Arenas vino a brindar durante algunos días el profesor Jorge Wagensberg, doctor en física de la Universidad de Barcelona.
El especialista fue artífice y director del Museo de la Ciencia de Fundación La Caixa de su país, ente especializado que ha servido como referente al proyecto regional liderado por el Instituto Antártico Chileno (Inach). José Retamales, director de este organismo suscribió un contrato con aquella entidad de Barcelona, que pretende cristalizar en este proyecto la experiencia alcanzada en el hemisferio norte.
La ambiciosa iniciativa busca socializar el concepto de una “Antártida ciudadana”, ya que la idea es explicar científicamente un territorio tan crítico y sensible del planeta, asociado a fenómenos que están ocurriendo como el cambio climático. “Es un lugar donde se pueden adelantar los problemas a todo el planeta, es también una oferta cultural para el ciudadano chileno y colaborará a difundir en la dirección norte-sur una cantidad de gradientes de cultura y de población”, expresó Wagensberg.
Lo más importante es que será el primer museo científicamente moderno dedicado a los temas antárticos, y ayudará a posicionar en el mapa a la población de Punta Arenas y de la Patagonia chilena en muchos aspectos. Esto, de la mano de la actividad turística que aumenta en forma exponencial en la zona.
“Todo el mundo está preocupado del cambio climático y si este museo consigue hacerse el símbolo del cambio climático tendrá muchas oportunidades de conseguir recursos”, añadió.

CRONOGRAMA
El experto internacional agregó que el desarrollo de su museo de Barcelona demandó cuatro años, “y acá podemos estar menos, porque va a haber errores que no volveremos a cometer”. En la futura instalación científica debieran trabajar del orden de 40 personas desde científicos hasta gestores y pedagogos. Este “será el paraíso de los niños, pero no a costa de ahuyentar a los adultos”.
La primera etapa de prefactibilidad del proyecto se realizó durante 2007 cuyo estudio (por 20 millones de pesos) fue financiado por el gobierno regional con fondos regionales. El Inach, por su parte, invirtió el año pasado del orden de 10 millones de pesos y este año espera invertir 30 millones en este contrato con la Caixa. En ello, esperan tener el respaldo del Consejo Regional para postular a la etapa de diseño mismo del edificio y del contenido, la que no costará menos de 300 millones de pesos.
La licitación del edificio podría ser internacional y en cuanto a su diseño se trabaja con la directora de la escuela de Arquitectura de la Universidad de Chile, y una alumna de la carrera hará su tesis en el tema. “Llevamos dos años en esto y éste es un paso más en una maduración, hacia lo que ambicionamos importante para Punta Arenas y la región”, expresó José Retamales.
A modo de ejemplo, este recinto podría exhibir un iceberg arriba del agua, “pero debiéramos mostrar lo que hay debajo del agua en ese museo, porque la vida en la Antártida está debajo del mar y esa vida está corriendo un riesgo, ya que se está acidificando el océano por los escapes de los autos, de las industrias y las chimeneas en el otro hemisferio”.
La siguiente etapa de formulación del programa arquitectónico y museográfico considera la recopilación de toda información técnica y funcional a entregar en el futuro a los arquitectos, ingenieros y constructores para el diseño del proyecto. Aquí, en definitiva, se deben decidir los grados de originalidad y complejidad de las unidades expositivas, y la calidad de los materiales de modo que ambos programas (arquitectónico y museográfico) sirvan a los diseñadores de la exposición, y constituyan un aporte para definir las bases de la licitación del diseño.

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home